jueves, 28 de julio de 2011

50.

Ultimamente, me miro en el espejo y veo su mirada... ¿Por qué? No puedo sacarlo de mi mente, no puedo. Es como si mi interior quisiera decirme algo que no sé de él. Pero... es que yo lo sé todo de él. Lo conozco a la perfección. Aunque ultimamente no me lo parece, ¿por qué? El dice que soy yo, el problema soy yo. Y sinceramente yo... no lo veo así. A veces pienso que le echo demasiada cuenta. Quizá. O no. Alomejor el tiene razón. Pero parece que no puede permitirse el lujo de decirme qué, según el, debo hacer. ¿Que he cambiado? No se, verás pienso que todo el mundo cambia. O alomejor tú, también has cambiado y eres tu el que ya no ve lo que hay en mi, que sigue estando ahí, para lo que necesites. Supongo también que ahora ahí alguien más, alguien que te conocerá más que yo, o al menos ha tenido la suerte de verte y tenerte entre sus brazos, que eso no significa nada, ella se lo merece, se merece tenerte cerca y tu también te mereces que ella este entre los tuyos. Pero ya no piensas en mí. No lo haces no, y te consuelas diciendome que soy yo, en vez de decirme tanto a mí, podrías darte el lujo de pensar que no soy yo sola, o podrías hacerme el favor de pensar que eres tu también el que ya no quiere. Aquí, la que tu dices que ya no esta, es la que aun te sigue llamando, la que espera que le pongas cam, porque no siempre soy yo la que te lo tiene que pedir, si veo que no tienes interés en verme, que esperas ¿que te la pida yo? Muestra tu también un poquito de interés ¿no? O qué pasa cuando me dices que nunca te saludo por msn, ¿qué te pasa a ti en los deditos? ¿También tengo que ser yo? Muestra un poquito más de interés por mí, porque sino que quieres que te diga, que me llevo pensando como una tonta que decirte el día 15 de cada mes, y ¿cuando veo que tu no te acuerdas se me quitan las ganas? Pues sí. Se me quitan, cuando llevo meses esperando una carta, dices que no tienes tiempo, pero para otras cosas si tienes tiempo ¿no? Luego también soy yo. La que ha cambiado.
No me echas ninguna cuenta. Y yo sinceramente, paso de estar mal por ti. Por bastantes cosas he estado, estoy y estaré mal. Asique, si quieres ser mi amigo, si quieres ser mi mejor amigo, mi mundo, mi vida. Si quieres ser lo según tu hemos sido desde que nos conocimos. Te toca a ti. Ayuda un poco. Porque a alguien como tu, nunca he conocido y me daría bastante coraje, perderte. Pero sinceramente, no se que te pasa conmigo. Y lo único que sé es que si yo he echo algo mal, la única, no he sido.

Te toca a ti, siempre que quieras.

1 comentario:

  1. Resulta que yo dejé de ser tu mundo, tu vida y tu mejor amigo hace casi nueve meses (¡enhorabuena, es un niño!). Puede que yo haya cambiado, pero es que siempre hablas de lo mismo, siempre lo mismo, por eso siempre te pregunto que has hecho y que vas a hacer, porque cuando pronuncias esa palabra que tu sabes, se me quitan las ganas, siempre lo mismo y como sé que casi siempre es lo mismo, a veces ni me conecto, otras porque estoy durmiendo, pero siempre lo mismo. Y no le eches las culpas a ella, échamelas a mi, si tienes que echárselas a alguien claro, y no, no me olvido de ti, aún tengo algo que entergarte, en persona, por si lo habías olvidado. ¿Crees que me he olvidado de ti? Estás muy equivocada, aunque no lo demuestre, en fin, ésto se arreglará. Ah, y aunque no te lo creas, no olvides que te sigo queriendo, y poco.

    ResponderEliminar

Corazones rotos